LOS ÚLTIMOS COSMOS

Spread the love

No solo por la belleza de esta planta y sus características tan únicas, sino que tiene un trasfondo más importante. El dimensionar el efecto de nuestras acciones sobre otros individuos, en este caso una planta y como la hemos llevado al punto de desaparecer, el planeta es de todos, por lo tanto, la responsabilidad es de todos.

 Primero vamos a comenzar con una rápida explicación de la clonación en plantas. La clonación es la reproducción y propagación de plantas de manera asexual, con la misma información genética, copia exacta de un individuo. En agricultura esto es una gran ventaja al tener plantas con características idénticas, siendo más sencillo cubrir la demanda de una fruta por su calidad, reduciendo la variación provocada por la misma carga genética.

 

 

En cuanto a plantas en peligro de extinción nos ayuda a conservarlas y recuperar sus poblaciones, pero el problema más grande en este tipo de propagación es la uniformidad genética, esto quiere decir, si alguna enfermedad o plaga llegara a atacar todas ellas se verían afectadas por contar con las mismas características, limitada su resistencia y poniendo en peligro su supervivencia.

 Un ejemplo de todo esto es el Cosmos atrosanguineus, cosmos sangre o flor de chocolate. Especie vegetal endémica de México por sus tonalidades de lo rojizo a lo marrón con textura aterciopelada la hacen muy atractiva, no obstante, la peculiaridad más agradable es el aroma a chocolate y hasta para algunos a vainilla.

Todo ese conjunto de propiedad casi la condenan a desaparecer, a principios del siglo XIX era muy utilizada como planta de ornato en muchos jardines de Europa. Llevando a una sobreexplotación de la planta para obtener sus semillas, para ser enviadas principalmente a países como Inglaterra, Francia y Alemania. Consecuencia de la extracción excesiva a inicios del siglo pasado comenzó a desaparecer de la sierra madre oriental, su principal habitad, teniendo reporte de su última colecta formal en el año de 1902 en el estado de San Luis Potosí.

Fue hasta hace unos años cuando unos investigadores se dieron a la tarea de recuperar al cosmos, regresaron a los lugares donde se tenía reportes de su presencia sin embargo en un principio se encontraron con la desagradable noticia de que ya no producían semilla, eran estériles. Generaron un plan de reproducción a través de cultivo de tejidos (partes de hoja) para propagarla y obtener nuevas generaciones. Ese sistema es catalogado como único en todo el mundo. No obstante, no olvidemos el significado de la perdida de diversidad genética para esta especie.

Después de un rápido resumen de su recuperación, llegamos al punto principal, no todas las especies, ya sea animal o vegetal, nos permitirán traerlas a la “vida” de una forma tan sencilla por lo que es momento de tomar conciencia y pensar más en todos los seres con los que compartimos este planeta.

Redacción: Ricardo Hdz. Villaseñor

Contáctanos:

www.h-e.mx

Lada sin costo 01 800 00 49376

D.F. y Área Metropolitana 5565 1153

ventas@h-e.mx

Banner Prod gral hydroenvironment

 

Comments

comments



Categories: Agricultura en México, Conoce hidroponía, HISTORIA, Sin categoría

Tags: , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *